Para ver las fotos pinchar en la imagen 

Hoy  04/03/2021, tuvimos una nueva salidita  vesperil para que un servidor pueda ir  provando alguna pieza  e ir preparando el viaje a Cabo Norte, y que mejor lugar que por  pleno corazón del Parque Natural de la Sierra Espadán, densos pinares nos invitan al disfrute de la naturaleza en este época del año, y para empezar, con frio el día, y un almuerzo de los que sin ser opulentos, si son ricos, y un goce para aquellos que les gusta la carne a la brasa, terminando con un  carajillo de campeonato del mundo, aderezados como ensalada en restaurante caro con un paisaje en zona montañosa regalado por la brutal verde naturaleza, rodeados de bosques de pinares, carrascas y donde hay un pueblecito, que es increíblemente silencioso al lado del  Río Villahermosa con uno de los tramos que nunca se ha secado en periodo de escasez de lluvias debido a la gran cantidad de fuentes y barrancos que desembocan en este tramo de Cedramán, la carretera increíblemente hermosa con curvas como bucles de pelo negro de mulata guapa, para quien le gusta disfrutar hasta más allá de amaneceres al alba, como luz rojiza alrededor del nuevo sol, hasta llegar a Fanzara que nos recibe con ese arte de graffiti en fachadas de museo inacabado al aire libre, en la comarca del Alto Mijares, dirección Onda  y remontar desde la puerta que abre el pasillo intermedio entre la Sierra de Espadán y la llanura de La Plana, para hacer un bucle en el pleno corazón de esta  sierra de Espadán entre pueblos de antaño con olores y colores del invierno Mediterraneo, pasando por Artesa, Villamalur  y  antes de llegar a Matet, ver dos maravillas de la naturaleza como son la fuente de los burros y  la Fuente que Nace también con su merendero y su agua fresca., agua pura salida de las entrañas de la tierra para el bautismo de todo aquella persona que se adentre en su cristalina belleza en estado liquido...dicen¡¡ que  el agua es una sustancia líquida desprovista de olor, sabor y color, pero que como el aire es esencial para vivir, el agua es nuestro universo de vida y aquí en Fuente que Nace, es pura y cristalina como los vientos que esta mañana nos arroparon entre sierras y buitres ávidos de comida, como nosotros de kilómetros en nuestras Vespas siempre dispuestas a complacernos con kilómetros como deseos en bolsillos llenos.
Volvemos de nuevo  al intermedio pasillo entre la Sierra de Espadán y la llanura de La Plana dejando atrás Alcudia de Veo y Tales, como otro pueblecitos arropados entre lugares para perderse  con susurros de blancas nieblas, esta vez dirección a Alcora para acabar en San Juan de Moro, nuestra salida esta mañana. 
Fueron pocos, pero intensos los kilómetros (alrededor de 175) con la compañía de Perico y José Vicente siempre agradable, la mañana se paso volando, porque?... el tiempo parece pasar rápido cuando se está pasando bien, cuando hay motivación, seguramente porque hay serenidad, es lo que la vespa te da más allá de, ¡tal vez¡¡, la felicidad del existir en la libertad del vivir. 
En casa sin novedad.
Ser Felices.
Manuel Martín (MAMU_56) 

Pinchar en la imagen para ver las demas

Buenoooo, hoy os dejo unas fotografías y una pequeña explicación de los cambios que estoy haciendo en la Madrileña para que el viaje sea más llevadero, y os explico un poquito el proceso.

Después de más 100 mil kilómetros que ya tiene la pobre, la desmonte por completo y todos los elementos mecánicos tanto de dirección, amortiguación y toda la instalación eléctrica   repasados,  y muchos de sus elementos cambiados,  el motor restaurado por completo desde cero con piezas originales.
La pintura quiero que sea la que hace 15 años tiene, los bajos los limpie a fondo y les puse antigravilla nueva (ya tenía puesta), pero la reforcé con nueva.
En la parte del soporte delantero también cambien la ubicación de los faros de largo alcance y los de luces largas, adapte el portaequipajes a la caja donde ira la herramienta y alguna pieza de recambio (no la quiero cargar mucho).

Le puse una quilla delantera de TX y el salpicadero también de TX  que me sirve para tener por triplicado enchufes los USB, en la puerta del baúl delantero le puse una pequeña guantera que sirve para llevar los papeles del día, os aseguro que en viajes es muy practica.

Quite la pantalla anterior y le fabrique una con otra de una moto grande que estaba rota pero que para mí era perfecta porque pesa muchísimo menos, y es más funcional para lo que quiero, detrás de la pantalla van los enchufes USB para los móviles y GPS  y llaves de luces extras, luego llevo el soporte roadbook  para los mapas (para mi imprescindible), también un medidor de carga de la batería .

Parece que hay muchas cosas en el cuadro delantero, pero os aseguro que le quite muchas más, falta poner , una brújula electrónica con medidor de altitud y barómetro.
El asiento es la pieza fundamental del viaje, por eso también va a cambiar, estamos intentando acoplarlo (llevamos varias pruebas)  a mi cóccix (termino común rabadilla) entre el tapicero y yo, últimamente sufro más de la cuenta cuan hago más de 500 o 600 kilómetros de un tirón, aunque en este viaje, menos la primera etapa que si será sobre 650, las demás  estarán por la mitad  y muchos menos, no tenemos prisa.

La parte trasera está compuesta de un chasis de correos con asiento, y una  caja trasera acoplada para que debajo de ella lleve un deposito que salga para repostar "en marcha" con capacidad de 6´5 litros, además de la lata de 5 litros que llevo en el suelo delantero de la vespa, junto al extintor que me regalaron y que también llevare, también tiene hueco para aceite, y acoplado un buje trasero de recambio (alguno sabe de lo que hablo por qué le sirvió en alguna ocasión para sacarle del apuro), también va a un lado el desconectador de la batería que le acople, para ahorrar lo máximo posible de ella.

Tengo la idea también de poner una pequeña parilla en lo alto del cajón, o del tomcap que dice mi amigo Meca con ese acento catalán/andaluz que Dios le dio, para llevar la tienda de campaña y el saco de dormir que casi no pesan, y una cubierta  nueva.

Todo este trabajo de hierros no habría sido posible sin el artista  de mi amigo José "el Derbi" si él no me hubiese facilitado todo su arte con su trabajo y sus broncas esto no hubiera sido posible,(que mala leche tiene el jodio) jejej

Faltan pequeños flecos y sobretodo ir probándola  poco a poco, antes de salir tengo que hacerle por lo menos dos mil kilómetros.
Cuando este todo listo y en perfectas condiciones de viaje espero que nos hayan vacunado, abierto las fronteras y listos para el viaje haya donde las ilusiones se hacen realidad al volver a casa.

Ser felices
Manuel Martin  (MAMU_56)

Para ver las fotos pinchar la imagen

 

Buena salidita hoy para desentumecer un poco el motor de la Catalana y el de uno mismo, acompañado de Pedro (Perico siempre un placer rodar con él), buena mañana para ver la montaña en su plenitud, aunque empezó con la niebla, que como el refranero dice, mañanitas de niebla, tardes de paseo.
 Según subíamos de cota, la niebla se disipaba poco a poco como el vapor de una caldera, y sin darnos cuenta ya estábamos en las cascadas del rio Carbo entre senderos de tierra y dejando atrás la posada del Carbo y masía Roncales, el rodar por tierra  para mí es como para los patos el agua, me gustan los caminos estén como estén, es otra forma diferente de rodar en la moto que sea.
Estábamos disfrutamos de la ruta y de pronto a la Catalana se le ocurrió soltar el cable de acelerador del puño, así que tuvimos que sacar el cable por el cofano y seguir disfrutando los casi cien kilómetros que nos quedaban para casita , porque no era cuestión de sacar toda la careta delantera  y ponerse a cambiar el cablecito, así que con alegría hicimos esos kilómetros que apetecían ya con un tibio sol que calentaba la mañana.
Mañana si Dios lo quiere será otro rodar , otros kilómetros, otros sentimientos con esos olores de verde campo, de aguas cristalinas en riachuelos que pronto desaparecerán con la venida de la primavera, mañana si Dios lo quiere volveremos a rodar por veredas de mil vidas donde la polvareda será el bullir de  la retórica de mil letras encontradas entre rodadas de mil vehículos no conocidos.
Mañana si Dios lo quiere volveremos ...

En casa sin novedad

Ser felices

Manuel Martin  (MAMU_56)

Quiero comunicaros (y creerme) que me es imposible contestar a todos los amigos que me mandan sus adhesivos, me está sobrepasando tanta manifestación de amistad y cariño. hacia este proyecto que es el de todos.

Porque no quiero defraudar a nadie, y si os parece bien, cada semana una vez o dos publicare en mi facebook, y en otros grupos  los adhesivos que me mandáis porque no quiero que nadie se sienta defraudado, pero os repito ¡¡¡INCREIBLE¡¡¡ vuestra manifestación de afecto...GRACIAS

Manuel Martin (MAMU_56)

Y llego el día DE LA PRESENTACION ¡...Queréis acompañarme ?

Quisiera hacer realidad un proyecto que hace muchos años tengo en mente,  y a la vez que este , sea un homenaje a ese gran rodador  como fue Ernesto Palmieri ,el cual me inculcó este veneno de los kilómetros, y a la vez, que sea también el recuerdo a todos aquellos que se fueron por culpa del dichoso bichito, y que seguro estoy me  acompañaran desde el cielo, siempre en mi recuerdo. 
Estoy preparando hace ya muchísimos años, uno de esos grandes viajes que supongo todos queremos hacer algún  día, y ese día, creo que llego, no tendré muchas más oportunidades, (soy muy mayor ya para estos viajes) pero esta oportunidad  la tengo que aprovechar con la ayuda de Dios.  Cabo Norte es un promontorio localizado en la isla de Magerøya, en el norte de Noruega, en la comunidad de Nordkapp, donde el sol de verano nunca se pone durante dos meses y medio, entre mediados de Mayo y finales de Julio. (si el bicho nos deja  saldré a finales de Junio y si Dios lo quiere, esta todo preparado para ello).
Y pensando ... pensando... y repensando, me surgió esta idea¡, porque ir solo, si os puedo llevar con migo hasta Nordkapp. (Cabo Norte)
Mi idea es esta... ¡a ver qué os parece¡, todo aquel que quiera acompañarme  puede hacerlo de una forma ¡¡ fácil y sencilla¡¡... quiero que mi vespa La Madrileña, sea el nexo de unión entre todos/as,  en estos difíciles tiempos que corremos, si queréis acompañarme  solo tenéis que mandarme vuestra pegatina logotipo, tanto de club, personales o de asociaciones sin ánimo de lucro, de aquellos que quieran ser parte de este proyecto, ¡¡qué os parece¡¡ será un orgullo para mí, vuestra presencia en mi vespa y hacer esa foto en la bola de Cabo Norte con vuestro apoyo en forma de color y calor, solo un ADHESIVO será  suficiente para empujarme hasta el objetivo, que también de alguna u otra forma será vuestro objetivo  
ANTE TODO QUIERO DECIROS... Y DEJAR CLARO... MUY CLARO, QUE NO PIDO UN SOLO EURO, NO DESEO NI UNA SOLA APORTACION MONETARIA,  tan solo  un adhesivo EL CUAL OS REPRESENTE en el chasis de mi vespa, si así lo deseáis.
Mi ilusión seria llevar a TODOS  los club de España de VESPAS y LAMBRETTA, o cualquier otro  club de MOTOS hermanados sin distinciones para tal fin. 
A todas esas asociaciones de Personal Sanitario, Fuerzas de seguridad del estado como Guardia Civil y Policia Nacional, Policías Municipales, Bomberos, Ejercito, Y TODA ESA ASOCIACION SIN ANIMO DE LUCRO, que de una u otra forma, están luchando por nosotros en primera línea, también quisiera llevarlos con migo.
Por su puesto, días antes de salir, pondré esa foto de todos los  REPRESENTADOS que intentaremos llegar a Cabo Norte...y lo mejor del viaje como siempre... volver a casa.
Podéis pedirme la dirección por  privado en mi pagina www.mimundolavespa.es,  facebook, instagram , WhatsApp, o por mi correo personal Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. para mandarme vuestro adhesivo.
Espero os guste la propuesta, y que me acompañéis.
Gracias infinitas.
Manuel Martín  (MAMU_56)

Muy pronto os anunciare una buena noticia si Dios lo quiere, faltan poquitos dias para poder enseñaros mi próxima ilusión, espero que vosotros también estéis dispuestos a disfrutar con ella, habrá sitio para todos...

Manuel Martín  (MAMU_56)

 

Hoy salimos un ratillo con la Honda, buen día sin apenas tráfico ni personal, hacía tiempo que no saludabamos esas curvas amigas desde hace muchos años, mientras dejamos atrás luces y sombras  esculpidas como siluetas vivientes en mil vientos   
Mientras esto pasaba, veía  como está quedando esta España nuestra, desértica, hasta la vida  se nos escapa en forma y tiempo, y cuando nos demos cuenta,  se habrá ido para no volver a sentir los sonidos del silencio, ni olores y colores de vientos con  sombras añoradas para el mañana. Pueblos fantasmas, gatos que ya no están, ladridos inexistentes de un ayer que no tendremos para un mañana, macetas en ventanas  con flores muertas con sed de compañía. Nos estamos dejando ¡no se por quien¡, ser marionetas  inanimadas, y yo me revelo a ese estatus de "simple" humano con derecho a respirar cuando me lo digan por decreto ley, oigo al viento quejarse entre montañas y veo árboles agitar sus ramas y protestar a un rastreo en forma de confinamiento que matara nuestras ilusiones... entonces solo moriremos  en la soledad, sin protestar, sin mirar... ni siquiera desear abrazar ni besar, por eso la moto en general sera mi salvacion de esperanza y paz, para respirar sin pedir permiso, o esperar un "decreto de no se quien" para mi salvación, cuando yo no les debo nada...y ellos sí nos deben la vida.

Manuel Martin (MAMU_56)

Para ver las fotos pinchar en el  cartel

Comenzar a buscar letras para poder haceros ver, sentir y disfrutar lo que yo vivo cada vez que me subo a la vespa, es como aterrizar  encima de un montón de grises nubes con un miura entre las piernas, difícil, no¡ imposible¡, seguramente¡ el  reto me parece interesante y estresante cada vez que me pongo a ello sobre el papel, porque cada reto que hago con mis motos, y con la vespa en general, son como desafíos a la desinstitucionalización de la locura, pero sobretodo es apoyo vital para mi mismo, es como retar o desafiar al destino más lejos que una puesta de sol en día de lluvia. Por que cuando llegue más allá de la existencia solo quedaran como meros testigos estos borradores de un pobre busca letras enamorado de romper sus propias barreras, sin compararme a nada ni nadie, porque en una ocasión hace muchos años ya, un hombre "de pueblo" me dijo... no es comparándote ni sintiéndote mal que vas a fortalecer eventualmente tus debilidades...y ahí me ganó, y me dio una de mis grandes lecciones de vida, por eso cuando me embarco en un proyecto sea cual sea, leo, escucho, veo y aprendo de los que anteriormente lo hicieron, con la envidia sana de por lo menos llegar a cumplir mi proyecto, mi fantasía que podría ser una quimera, pero nunca un engaño a mi yo.
Esta vuelta a la provincia de Valencia en solitario, como tantos otros proyectos que tengo en mente, nació en mi imaginación hace mucho tiempo, pero Dios quiso que fuera este pasado martes cuando me embarcara en un "Dormir en un mar de estrellas", novela de ciencia ficción de Christopher Paolini, tal vez por la situación por la que atravesamos o tal vez porque he  pasado por pueblecitos donde más bien parecían espacios vacíos en la historia, es por lo que me acorde de este libro, sus formas parecen desafiar la gravedad de un equilibrio sin humanos para sostener sus olores y colores de antaño, sus chimeneas humeantes gritan que todavía existe vida entre sus muros, pero por las calles no vi niños jugando a la pelota, ni corriendo detrás de gatos de colores y perros en blanco y negro. Los viejos sentados al último rallo de sol desaparecieron seguramente buscando ese calor amigo del brasero y mesita con su "saya" de pana, por que las reuniones para jugar al "tute", mus, o la cuatrola se perdieron en la puerta cerrada del bar de toda la vida...porque la vida continua, aunque cada vez nos miramos mas de reojo y menos a los ojos, menos mal que la naturaleza nos da esperanzas de vida a cada metro que pisamos por tierras cubiertas de mil nieves como nos regalo Filomena en el norte de la provincia de Valencia por donde tuve el gusto de pasar el martes ¡eso si¡, con cuidadin por que en tramos estaba realmente peligrosa en sus hombrías de estrecha carretera, sobre todo en las estribaciones de la peña de Dios, alto de la Montalbana y Mataparda, la bajada se tuvo que hacer con mimos en el acelerador y frenos de amigos, conducción suave y mil sentidos que diría el abuelete sabedor de mil batallas  en el frente de la vida.
 El pantano de Benageber estaba precioso con esas aguas siempre 
de misterioso azul turquesa, dejando atrás por momentos esas montañas nos íbamos adentrando en la comarca de los Serranos por Tuejar donde los montes de Tuéjar forman parte de las estribaciones secundarias de la cordillera Ibérica, una autentica delicia para los sentidos el disfrutar de tanta belleza con sus mantos de nieve salpicados de verde pino acompañados de  encinas y  carrascas.
Antes de llegar a Cofrentes, en una curva a derechas y bajando está la parada habitual en mí para beber agua y hacer un pequeño estiramiento en la fuente La Chirrichana, hace muchos años que la conozco y siempre te regala su agua  fría, limpia y pura, luego todo bajada hasta ver dos grandes chimeneas humeantes de la central nuclear como si fueran las puertas del infierno, dejamos atrás buena parte del recorrido y pasamos por  Ayora nos llevaría por la  N-330 a Almansa, aquí no tuve más remedio que parar al alto de la Benemérita, a los cuales les explique el caso del "descuido", y con sus sabios consejos  salí echando chispas para Fontanares ya en la provincia del Reino de Valencia por la N-340 dirigiéndome a Oliva y de allí a Gandía para charlar un ratillo con el amigo Víctor, hacernos las fotos de rigor, que hacía mucho tiempo no nos veíamos, como siempre servicial y atento, buena gente ¡¡che¡¡, a ver si podemos almorzar como hace algún año ya jejej. 
Y  desde Gandia a Cullera, pueblo que siempre me gusta cruzar por su puente de hierro, y la carretera del faro que va junto al mar es una autentica delicia para los sentidos y mas con poco personal como había cuando pase camino la Albufera donde me pare poniéndose el sol  para ver y retener las tonalidades  del cielo en las aguas en la caída del sol en el lago son una explosión de belleza natural caída de otros mundos, con tonalidades  entre Juncos, cañas y tonos rojizos, una cosa no me gusto y fue la barbaridad de gente joven con sus litronas en los embarcaderos sin medidas de seguridad y la mayoría sin mascarilla, así que ni pare en ese lugar para hacer fotos.
Ya fue un paseo militar llegar hasta casa, me quedaban apenas cien kilómetros para saborear este día, de sentir la vida en vespa, de respirar el aire de montaña, naranjos, pinos y mar, de ser feliz con tan poca cosa como es ir en una vespa, y ver a tu alrededor sensaciones que las puedes sentir como si las acabaras de descubrir por primera vez, algunas personas me preguntan el porqué de ir en solitario los grandes viajes, y siempre les digo lo mismo, me gusta la soledad del pensar encima de algo que no corre pero siempre llega, de una vespa que todo el mundo tuvo, otros tienen, otros quieren, y hasta algunos desean.
He hecho grandes viajes en solitario, y otros con grandes rodadores, no quiero nombrar alguno porque son  demasiado buenos para dejarme alguno, y los quiero demasiado, pero la sensación de rodar en la soledad de los silencios del viento, de esos olores con colores que te invaden por momentos, de esas aguas que te caen y no te mojan como bendecidas desde el cielo, eso es la felicidad por momentos, esa es mi felicidad del rodar, y cuando llego me santiguo, doy gracias a Dios por haberme traído de nuevo a casa, y un beso a mi compañero, ya mi familia en los viajes, Topo Gigio, porque no es ninguna mascota, mirándole cuando tengo algún problema se lo que tengo que hacer, ¡llevamos tantos años juntos¡.
Como siempre dar mil gracias por estar siempre ahí, pendiente de mi en todo momento a Isabelita y a mi hijo Manuel.
En casa sin novedad
Ser felices
Manuel Martín  (MAMU_56)