Dia 4º
Los Alpes abren las puertas
Dia de los que a todo el que le gusta la vespa es para disfrutar, la única pega el excesivo calor en los valles y a ras de los muchos lagos que existen en esta zona italiana, luego cuando empiezas a subir puertos y digo ¡PUERTOS ¡que con el peso que lleva la Madrileña son mucho mas empinados, hoy fue el primer susto de estos días, iba tan a gusto con la etapa que me olvide de meterle gasolina y subiendo el anterior al monte Bondone me doy cuenta que estoy a cero de gasolina, me entraron los calores estaba a 27 kilómetros y no me quedaba ni para cinco, me paro en la cima y un ciclista me dice que aún faltan dos o tres para coronar, y me digo… que no cunda el pánico, subo lo que me queda lo mas despacio que puedo y una vez en Monte Bondone, todo era “empinado para abajo” así que me salvo la campana, 23 kilómetros de bajada brutal con el motor parado, cuando vi la gasolinera no me lo creía ¡¡gracias Dios¡¡ por poner esa gasolinera ahí.
Día perfecto de lagos, túneles y vespa.
Pd. Ahora mismo esta cayendo la del pulpo, con rayos, truenos y agua como si no hubiese un mañana.
Ser felices
Manuel Martin (MAMU_56)

No tienes derecho a publicar comentarios. Debe estar registrado.