Para ver las fotos pinchar la imagen

Está escrito en el despierta burros (como dice mi padre), que la Libertad es la facultad y derecho de las personas para  elegir de manera responsable su propia forma de actuar dentro de una sociedad.

Y la Vespa desde los primeros años de mi vida, fue tremendamente esencial, y hasta yo diría crucial en muchos de mis momentos ya desde niño, para elegir esa libertad, porque mi padre tenía una Vespa 125 N matricula CS 7207 que fue matriculada en el año que yo nací, 1956, por aquellos tiempos era todo un privilegio el tener una moto, aquella vespa sirvió para multitud de cosas que hoy no voy a nombrar, eso será otro día, pero hoy me acorde mientras hacíamos unos kilómetros por la provincia de Castellón con la siempre inestimable compañía de Perico, de esos momentos vividos encima de esa vespa, por que en cierta forma, el día con sus luces y sombras, con sus aguas y nubes, sus nieblas y soles me recordaban  a esos años donde la felicidad era abrazada con sencilla desnudez de niño bueno que vivía en montañas regadas de olor a mar, allá por la sierra de Irta con colores a sed de tierra y azules reflejos de cielos visto con inmadura niñez.

Siempre disfruto y siento esa libertad que me da la Vespa, y hoy como siempre disfruté de los colores y olores primaverales que la madre montaña nos ofrece en esta época de incipiente primavera, en los primeros verdes del trigo sembrado  en los fríos del invierno pasado.

No fueron muchos kilómetros, apenas llegaron a los 200 pero me sirven para ir preparando el cuerpo y la mente para esa ilusión que espero se cumpla si Dios lo quiere y con la ayuda en forma de apoyo que cada día siento más  de todos vosotros, una vez mas...GRACIAS.

En casa sin novedad

Ser felices

Manuel Martin  (MAMU_56)

No tienes derecho a publicar comentarios. Debe estar registrado.