PARA VER LAS FOTOS PINCHAR EN EL CARTEL

Este año...¡yo diría que desde hace bastante tiempo¡, estoy decantándome o mejor dicho eligiendo, los kilómetros y salidas que otros años las tenía como norma general y que por diversos motivos ahora las selecciono con miras a otros parámetros que antes me divertían y que ahora poco a poco veo el "mundo" Véspero desde una ventana donde me encuentro más alejado  incluso de lo que parece  atreves del visor de mi Nikon.
Era un sábado un poco extraño y a la vez doloroso por el recuerdo del atentado de la sin razón el día anterior en Cataluña, España, aunque algunos quieran separar los dos nombres, ¡¡incluso¡¡ en estos terribles momentos siempre hay "digamos" personas, que piensan más en ellos que en las victimas, una pena en esta bella e increíble Catalunya.
Ya cerniéndome por completo en el 9º Ral.li del Delta os diré que como siempre no me defraudo, y como casi siempre los amigos de todos los años en el, ¡¡bueno¡¡ este año había menos personal que se agradece porque de esta manera disfrutamos más y mejor, porque siempre podemos dedicar más tiempo en la compañía de las/los buenos amigos del club Organizador Vespaclub Terres de l'Ebre, aunque este año lo primero que me falto ver fue a mi amigo Ramonet de Tivissa, con su 150 y su estelada como soldada al chasis, espero verle pronto, porque es alguien importante en este entorno Vespero/Tarraconense y siempre es un placer departir con él.
Como el año pasado volvimos a pisar las arenas del Delta, que es la idiosincrasia y el ADN de este Ral.li, junto a los polvorientos caminos entre arrozales del Delta, cultura del arroz entre mar y tierra, la tranquilidad que desprende el solo verlo, el olor a salitre y mar siempre azul no se lo tendría que perder nadie por lo menos una vez en su vida.
Hablando del ral.li este año también tuvo montaña pues después de un pequeño pero bien presentado picoteo a las orillas del Ebro ya en Amposta despues de los primeros kilometros, para poco después irnos a comer al  término municipal de Ulldecona, donde destaca majestuosamente en la vertiente sureste de la Sierra de Godall, la Hernita de la Pietat, desde este lugar se divisan espectaculares vistas de la Hoya de Ulldecona y la gama de la montaña que da nombre a la región; Montsià. Este gran espacio cultural y espiritual consiste en iglesia y casa de huéspedes y aquí fue donde nos dieron la comida y bebida que nos tenían preparados los amigos del Vespaclub Terres de l'Ebre, como siempre, al final los regalos del sorteo y como siempre nos quedamos la isabelita y un servidor en blanco, el día que nos toque alguna cosa que no sea un tubo de aceite are una crónica diferente.
El día se marchaba lenta pero inexorablemente hacia el ocaso de la tarde, el sol brillaba en el Montsià despidiéndose de nosotros como las nubes se dejan llevar sin imponerle rumbo al viento, los besos, abrazos y apretones de manos que por la mañana eran de bienvenida, ahora son de un ...hasta pronto. 
Y para terminar estas letras quisiera dar las gracias a toda la Organización y las gentes del  Vespaclub Terres de l'Ebre por que siempre nos tratan como si estuviésemos en nuestra casa, ¡solo¡ un pero pondría en todo el día...creo que antes de salir todos juntos por la mañana en la explanada se debió guardar un minuto de silencio por los atentados de Barcelona y Cambrils, es solo una apreciación por mi parte, por todo lo demás todo perfecto.

En casa sin novedad.

Ser felices.

Manuel Martin (MAMU_56)

No tienes derecho a publicar comentarios. Debe estar registrado.