Para ver las fotografias pinchar en la central

video de  Félix R. Sarmiento

 

 

vídeo de Javier Martínez Irazola

Dice Wikipedia que los sentidos son el mecanismo fisiológico de la percepción, y permiten percibir lo que está a nuestro alrededor, y os aseguro que mis sentidos (los cinco) cada vez que voy para Asturias trabajan al cien por cien de sus posibilidades por que  oigo sonidos olvidados el resto del año, veo y me regocijo en cada rincón de vida haya donde mis pupilas se agarran con fuerza de mil vistas y huelo a humedad y mar, a agua de mil lagos dándole al gusto el don divino de ser el único privilegiado en saborear tanta belleza como el tacto pueda tocar  en esta bendita y sagrada tierra verde y rubia en los primeros y cálidos días de otoño como novicia que añora las caricias del ser amado al sentir la brisa de la niebla que se desliza con la parsimonia de sus pasos  lentos, pero firmes, hasta cubrir con su blanco manto paisajes de sueños encantados en amores furtivos y sueños verdes  de las Meigas buenas que hacen sus pactos con mil diablos capaces de hacer los conjuros  para entre todos sacar una pócima maravillosa llamada.. Travespera.
Y yo, Travespera,  diría que es una sección de vida sacada de una mente que en ocasiones duerme y no sueña, que sueña y no duerme ni sueña, ve el precipicio y simplemente es recta que une sus puntos en lugar diferente de donde todos pueden verlos, y soñando solo el riesgo de un despertar cuando no quiere y de un dormir que no es nada más que un ir y venir de sensaciones en mente de alguien inquieto más lejos que  la osa mayor, y que los mundos de sensaciones se hicieron en su mente y su cuerpo para mostrar a los demás que en ocasiones los sentidos sueños se pueden proyectar mas lejos de blancas sabanas para que los demás podamos vivir sentimientos fuertes y reacciones excesivamente dramáticas, que son simple sueños en nuestro ir y venir mundano.
Para mí la Travespera es esto, un sentido y llano camino lleno de subidas y bajadas, de rectas hacia un lado y hacia otro lado, de curvas que te abren el alma y los sentidos te abrazan y te cobijan más allá de túneles hechos de castaños  encinares y carrascales entre carreteras que no son carreteras, y más se parecen estrechos caminos hacia el cielo de los picos de Europa, con paradas en pasajes como el Naranjo de Bulnes  o Picu Urriellu, donde "la Santiña" desde su cueva nos sonríe con risa picara de madre protectora.
Y este año, un año mas...y otro año menos, se paso con creces el número de participantes y donde se difruto un día entre amigos, sin grandes sobresaltos y donde intuyo que Silfredo el alma mater, el gurú de este invento, (felicidades por el trabajo) seguro estoy, tomo buena nota de lo bueno y de lo menos bueno que también hubo, de lo humano y lo espiritual en el arte de atraer a Cangas,  Vespas y lambrettas de lugares tan dispares como el cielo y la luna si en esos lugares hubiesen estos artilugios que más parecen sacados de otros tiempos de lanzas y espadas con caballeros de escudos en ristre y blanco corcel.
Podría hacer un resumen mas "normal" que diría el "otro" de esta 3º Travespera, pero creo que la letras expresan lo que ellas quieren expresar y enseñan aquello que quieren que los demás piensen lo que quieran expresar, las letras siempre juegan y se posicionan como ellas quieren que las expresen, luego cada uno a su manera que las expresen como deseen, porque  ellas se quieren como son, nosotros simplemente las acariciamos con la mente del querer, con el deseo y el abrazo del ser amado,
Felicitar y dar las gracias desde estas saltarinas e inquietas letras, a Silfredo, y a través de él a todos los buenos amigos que con su trabajo también hicieron posible la 3º Travespera.
Ser Felices  
En casa sin novedad
Manuel M.  (MAMU_56)

You have no rights to post comments