Para ver las fotos pinchar en el cartel

 

El comentario.-

La crónica de este Ral.li, se podría resumir  en dos palabras muy de moda, amistad y austeridad.

Amistad, por que yo creo que para disfrutar de las vespas o de las motos en general, o en cualquier reunión que se precie lo ideal es ser poquito personal, y este Ral.li del L´Ebre no se llego a la cifra de cien personas y yo en particular disfrute de la organización, siempre atentos, y con los demás participantes, por que al ser poquito personal como antes dije, te da tiempo para charlar y no vas tan rápido ni con tantos agobios como en otras mega concentraciones que se dan por la península y te da tiempo a charlar y conocer a gente mientras ves los magníficos paisajes que los amigos del V.C. T. de l'Ebre, diseñaron .

Por otra parte y ya puestos en lo que fue la ruta, creo que se echo en falta que la vuelta se alargarse a la misma playa y pasear un ratito por el lado del mar, “creo” que deberían hacerlo como seña de identidad cada año de este Ral.li, pero repito que tan solo es una opinión muy particular, por que por lo demás la ruta perfecta, para un sábado de calor.

Las dificultades financieras y sobretodo los sponsor y a la reducción del gasto por parte de los club, han obligado a que la austeridad a la que me refería se vea reflejada en cada uno de los eventos donde asisto, por eso creo que cada organizador de estos eventos tendrán que replantearse como planificar los nuevos, no hace falta grandes presupuesto para diseñar rutas donde con un bocadillo y un refresco se puede disfrutar de kilómetros, amistad y vespa, que es en definitiva lo que queremos los vesperos , y si con ello ponemos un poquito de imaginación, personal no faltara nunca para tal fin.

No es una critica a ningún evento de los que he asistido últimamente, pero si un toque de atención en los tiempos que corremos.

Manuel M (MAMU_56)

No tienes derecho a publicar comentarios. Debe estar registrado.